09 Junio 2019

"El objetivo final es reestudiar las 50 hectáreas originales del año 1.993 y reestablecer las dunas"

El anuncio que realizó el empresario y dueño del Museo de la Moda, Jorge Yarur Bascuñán, de que están trabajando en su Fundación para conseguir una protección total de las dunas de Concón, abrió interrogantes de cuáles son los pasos a seguir y qué se pretende hacer luego del fallo de la Corte Suprema que mandato realizar tramitación ambiental a dos obras que se realizaban en las inmediaciones.

En el sector de Viña del Mar a dos edificaciones en altura por parte de la Inmobiliaria Vimac S.A. y en Concón, el proyecto de loteo y urbanización contiguo de las calles Bosques de Montemar y Cornisa, correspondiente a la empresa Reconsa.

Sobre cuál será la situación y cómo se trabaja la estrategia legal, el abogado representante de la Fundación Yarur Bascuñán, la organización "Duna Viva" y la Corporación Pro Defensa del Patrimonio Histórico y Cultural de Viña del Mar, Gabriel Muñoz, aclaró que hay diversas gestiones a corto y mediano plazo para una protección integral de las dunas.

Recuperar, dijo, lo que estaba estipulado el año 1993 donde existía un terreno dunar total de 50 hectáreas que ahora están dividido en dos sectores: 30,1 hectáreas que corresponden a Santuario de la Naturaleza y 20 hectáreas de área verde que fueron gravadas en el Plan Regulador Comunal (PRC) de Concón, en el año 2017, y que actualmente tienen dos anteproyectos aprobados para posibles edificaciones en altura y hasta un hotel, de Reconsa.

-¿Cuál es la estrategia judicial en la cual trabajan más allá de la sentencia de la Corte Suprema?

- Efectivamente no nos vamos a quedar con sólo el fallo de la Corte Suprema, sino que la primera parte de esta estrategia dice relación con que se cumpla el fallo. Eso significa, en la práctica, que exista paralización real de las obras y esto lo digo porque tuvimos un desacato de Vimac, del 30 de abril al 30 de mayo, y ahora estamos monitoreando permanentemente la construcción y/o el avance o no de esa edificación. Por otro lado, por la parte de Reconsa, la avenida Cornisa y el loteo que se pretendía hacer en esa calles ya está prácticamente construido por eso vamos a pedir a la alcaldía de Concón, específicamente al alcalde Óscar Sumonte y al DOM, que se comprometan con el cuidado de la duna. Por eso, vamos a pedir la nulidad del permiso que ya otorgó para construir eso y que demuela la calle Cornisa, lo mismo vamos a hacer con Vimac. Además, "Duna Viva" será parte activa en el proceso de participación ciudadana de las tramitaciones ambientales de ambos proyectos. Del Estudio de Impacto Ambiental (EIA) que pretenden hacer las inmobiliarias a futuro y creemos que no obtendrán los permisos ambientales.

- ¿Cuáles son las acciones a mediano plazo. Incorporan las 20 hectáreas que son área verde?

- Sí, como medidas de mediano plazo tenemos varias acciones. Vamos a pedir la nulidad de los permisos de edificación de los anteproyectos aprobados y eso es donde se proyecta la construcción de más de 20 torres de Reconsa, en las 20 hectáreas de área verde de las dunas (...). Además, vamos a pedir que el daño que ya se ha producido al campo dunar sea denunciado y sea indemnizado por aquellos que permitieron que se destruyeran las dunas. Para eso, vamos a iniciar acciones de daño ambiental en el Tribunal Ambiental. El objetivo final es reestudiar las 50 hectáreas originales del año 1.993 y queremos reestablecerlas. Eso implica una labor educativa y conservacionista que es el foco de la Fundación y del Movimiento. Tenemos que cuidar ahora realmente las dunas que originalmente fueron 50 hectáreas y el decreto de 1993, a nuestro juicio, se tiene que restablecer en su imperio, no tiene que ser una protección a medias desde el punto del área verde. Reconsa se apropio de lo que era de todos los chilenos, el área verde no se significa que se pueda construir.

- ¿Qué acciones harán para recuperar el terreno total?

- Están todas las vías abiertas. Las lógicas jurídicas se van estudiando, lo que queda ahora es precisamente defender el fallo y que se cumpla, por lo pronto que se respeten todas las hectáreas del campo dunar.

- ¿Piensan hacer defensa legal de otras áreas o sólo dunas?

- La intención del movimiento "Duna Viva", en está ocasión, fue hacer un trabajo de urgencia, de defensa judicial del campo dunar; pero por cierto, tanto la Fundación como la Corporación tienen objetivos mayores, el medioambiente en general y, por cierto, que tenemos una serie de proyectos, o nos han pedido ayuda, para asesorar en la defensa, no solamente del campo dunar de Concón también de una visión completa del borde costero. Hay una preocupación especialmente por el lado de Viña del Mar, donde tenemos la impresión de que no hay una visión de ciudad, armónica entre lo que es la naturaleza y las inmobiliarias (...). Hay una despreocupación más allá de cualquier caso particular, del municipio de Viña del Mar en términos de la calidad de vida de los viñamarinos y especialmente en el sector de Reñaca.

- ¿Cuáles son los nuevos sectores a proteger en el borde costero?

- Es algo que tenemos que ver en su oportunidad, en este momento estamos viendo que se cumpla el fallo de la Corte Suprema en las dunas.

"vamos a pedir que el daño que ya se ha producido al campo dunar sea denunciado y sea indemnizado por aquellos que permitieron que se destruyeran las dunas".

Fuente: http://www.mercuriovalpo.cl/impresa/2019/06/09/full/cuerpo-principal/5/



Inicia sesión para enviar comentarios